proveedor bodas

Cómo saber si confiar en un proveedor

En el negocio de las bodas a veces hay gente que se apunta porque les parece una buena ocasión para sacar tajada y aprovecharse de la ilusión de los que se casan. Y los proveedores que contratamos desgraciadamente puede que pertenezcan a este grupo. Por eso a continuación te presentamos una serie de consejos para que elijas a un proveedor de confianza:

Investiga por ti mismo: Pregunta a amigos que se han casado cual ha sido su experiencia en la contratación de proveedores y sobre todo busca en google. Con algunas horas y paciencia averiguarás todo lo que necesitas saber.

Especialización: Es importante que el profesional que contrates como proveedor tenga experiencia previa en bodas o se dedique completamente a ello. Huye de conocidos que se ofrezcan a hacerlo o empresas que se dediquen a otros negocios, ya que una boda es un tipo de evento muy concreto.

Busca un supervisor: Si el proveedor que contratas habla mal de otros proveedores o de “wedding planners” es mala señal, ya que si no tuviera nada que esconder no le importaría ser supervisado. Como siempre está bien tener una segunda opinión, no dudes en contratar a un “wedding planner” o a otra persona con experiencia.

Firma un contrato: Hay proveedores que te prometen el oro y el moro pero a la hora de la verdad las cosas son muy diferentes y el resultado final dista mucho de lo que te habían ofrecido en un principio. Está bien que un proveedor sea imaginativo, pero asegúrate siempre de tenerlo todo por escrito y que conste en el contrato que acabáis de firmar.

Evita las franquicias: Y no sólo las franquicias, cualquier empresa en la que los responsables no hagan el trabajo personalmente y deleguen en sus empleados. Tienes que asegurarte de que sea el jefe quien se hace cargo de tu boda, por lo que es recomendable contratar a una empresa pequeña y de trato personal. Además, es indispensable que te reúnas con ellos varias veces durante los meses anteriores a la fecha elegida.

Que venga a tu boda: Este punto es muy importante, ya que un proveedor que se preocupe de verdad se asegurará de que todo salga a la perfección asistiendo él en persona. Esto siempre es decisión tuya, pero si se lo ofreces e intenta escurrir el bulto puede significar que la persona con la que estás tratando no es de fiar.

En FEIDE luchamos para éstos casos y otros no ocurran, como es el que existan fincas ilegales en Madrid para bodas.

Fincas y espacios ilegales de eventos:

Fincas con Orden de Cese de Actividad Fincas investigadas
plataforma de afectados Cuéntanos tu experiencia